En la gran cama

Ningún lugar es tan cómodo como una gran cama, es lo más clásico, pero éstos nunca pasan de moda. Y si a la gran cama le sumamos un chico dispuesto a hacernos gritar de placer, ¿Que más se puede pedir?

Fotos y Vídeos relacionados: